martes, 2 de noviembre de 2010

El PSdeG priorizá el saneamiento del Umia y el polígono de Cuntis


Los socialistas consideran decepcionantes los presupuestos de la Xunta, que dejan 2,3 millones en la comarca
La diputada socialista Carmen Cajide y el coordinador comarcal de Ulla-Umia, Roque Araújo, calificaron ayer de «decepcionantes» los presupuestos de la Xunta para el año 2011. A excepción de la partida de 2.259.311 euros para la reforma de la carretera Caldas-Moraña (PO-221), el resto de los fondos previstos son «limosnas» o «migallas» que demuestran, para estos dirigentes, el abandono del PP con este territorio que conforman siete municipios -Caldas, Catoira, Cuntis, Moraña, Pontecesures, Portas y Valga-.

Para contrarrestar esa situación, los socialistas ya trabajan en la recopilación de datos para la presentación de enmiendas. Carmen Cajide subrayó que se priorizarán dos propuestas, una ya conocida sobre el río Umia y otra que afecta al polígono industrial de A Ran, en Cuntis. La iniciativa del Umia comprende un plan integral de saneamiento de todo el cauce con doce medidas y dotado con al menos 6,7 millones de euros.

Fue registrado como una proposición no de ley y rechazada por el PPdeG en el Parlamento el pasado 27 de octubre. «Para o PP esta comarca non existe e cando existe é mellor que non se acheguen porque non hai máis que ver o grave problema que arrastra o encoro da Baxe», dijo Cajide.

Respecto al parque empresarial de A Ran, la parlamentaria consideró una «tomadura de pelo» y un «atentado á intelixencia da xente de Cuntis» los 22.744 euros que figuran en los presupuestos autonómicos. «Finalizado o plan sectorial é o momento de facer a parcelación e a urbanización, polo que é necesario un investimento importante -remachó la diputada-. Preguntámonos por que non aparecen as cantidades previstas nos orzamentos do bipartito e para qué son eses 22.744 euros».

Cajide mostró una gráfica para comparar el compromiso de la Xunta. Según sus cifras, en el año 2009, con Touriño en el Gobierno, había 8.260.931 euros para Ulla-Umia; en el 2010, se pasó a 4.800.000 euros, y en el 2011 se baja hasta los 2.348.017 euros. Ambos políticos criticaron la «falsa austeridade» de la que hace gala el presidente del Ejecutivo, Núñez Feijoo, y los «amplios recortes sociais» que implican los presupuestos. Araújo también censuró el olvido del proyecto para reordenar la fachada fluvial de Pontecesures.
La Voz de Galicia, 02/11/2010

1 comentario:

  1. ÁNIMO ROQUE, NECESITAMOS UN CAMBIO EN CESURES.

    ResponderEliminar

Se non es usuario Google, elixe "anónimo"